Utilizamos cookies propias para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Saber más
Aceptar

Medidor de Cromo VI

Filtro

Aplicabilidad

En Hanna Instruments ofrecemos una amplia gama de reactivos y medidores para el cromo del agua.

Leer más
Hay 3 productos.
Mostrando 1 - 3 de 3 items
¿Qué debería saber antes de comprar un medidor de cromo?

¿Dónde podemos encontrar cromo?

El cromo (Cr), es una sustancia muy extendida en la superficie terrestre, que normalmente se encuentra en la naturaleza, como por ejemplo, en plantas, rocas o suelos, combinado con otros elementos, para formar diferentes compuestos.
Por desgracia, este elemento lo podemos encontrar también en zonas totalmente opuestas a la naturaleza como son por ejemplo, en las aguas residuales que provienen de los distintos procesos industriales. La toxicidad del cromo dependerá del estado de oxidación en que se encuentre, así como de su concentración.

La oxidación del cromo

Dentro de la oxidación, es muy importante eliminar el cromo hexavalente o Cr (VI) de las aguas, debido a su alta toxicidad y por su reconocido carácter cancerígeno.
En sistemas acuosos, el cromo suele encontrarse primordialmente en estado de oxidación +3 y/o +6. El cromo trivalente (Cr3+) es un elemento traza esencial para el metabolismo, ya que interviene en la glucosa, el colesterol y los ácidos grasos. Una exposición a concentraciones elevadas de Cr3+, puede llegar a ser tóxica también.
Sin embargo, el cromo en su estado de oxidación +6 o Cr(VI), es la forma más tóxica en la que nos lo podemos encontrar, estando clasificado por la IARC (International Agency for Research on Cancer) en el grupo I (carcinógenos confirmados en humanos).
Por lo tanto, debido a que el Cr(III) tiene mayor estabilidad frente a la gran movilidad de Cr(VI) en sistemas acuosos, normalmente se suele aplicar un tratamiento físicoquímico para tratar efluentes contaminados con cromo hexavalente.
Este tratamiento constaría de 2 pasos: reducción del Cr(VI) a Cr(III) mediante empleo de agentes químicos y precipitación del Cr trivalente como Cr(OH)3 o Cr2O3.
El control del Cr (VI) en aguas es obligatorio, por considerarse una sustancia muy tóxica, y según el Real Decreto 140/2003 por el que se establecen los criterios sanitarios de la calidad del agua de consumo humano, la concentración máxima aceptada es de 50 µg/L establecen los criterios sanitarios de la calidad del agua de consumo humano, la concentración máxima aceptada es de 50 µg/L.

Los Checker Hanna HI723 y HI749 para determinación de Cr(VI) realizan las medidas según la adaptación del Método Difenilcarbazida. La reacción entre el Cr(VI) y el reactivo causa un tinte púrpura en la muestra.